Qué voy a hacer con mi amor?

Qué voy a hacer con mi amor?
Acaso tú lo sabes?
No sé cómo vivir
después de haberte conocido…
Transcurre el tiempo lánguido,
las agujas del reloj son aguijones
que lentamente se van clavando
en lo profundo de mi alma
y no estás a mi lado.

Qué voy a hacer sin tu amor?
Seré una marioneta en las horas frías,
imperturbable roca que el viento
va consumiendo bajo un cielo gris,
llorando amaneceres en un eterno invierno.
Ya no encuentro contento mirando las aves,
las estrellas me parece que han perdido
aquel brillo antiguo con que me contemplaban.
Palpita el corazón cada vez que te pienso…

Qué voy a hacer con mi amor?
Enterrarlo en la bóveda del olvido?
Si tan solo me dijeras “No te amo”,
pero así moriría de amargura…
No escuchas el aullido de la brisa
traspasando el umbral de tu puerta?
Es el grito de agonía que mi espíritu
te envía en la distancia.
Qué voy a hacer sin tu amor?
Acaso tú lo sabes?
Anuncios

Silencio

El silencio como un artífice de la indiferencia, es como una daga al pecho.

Medio limón…

Lejos de mis manos
Lejos de mis besos
Lejos de tu mirada
Aun siento que no te escondo nada
Se que estarás allí cuando te necesite
Se que piensas en mi
Y añoras nuestro encuentro
Tanto y mas como yo lo sueño
Una distracción es para nuestra historia
Aquellas almas que pasaron por nuestras vidas
Nadie es tan importante
Como lo eres tú.. Mi gran amante
Nuestras diferentes costumbres
Las moralejas de tu cultura
Las historias en otra vía
Por eso nunca nos aburriremos
De estar juntos…
Eres tu el distante
Eres tu el que imagino
Eres tu el que sueña conmigo
Cuando nos presente la vida
Solo nos daremos una sonrisa
Y caeremos en el profundo enredo
Del amor…
Yo iré a buscarte
Tú harás lo mismo
Y en otra cultura nos encontraremos…
Ese es nuestro destino
No lloremos,
Aun nos queda un largo camino….
Lejos de tu perfume

Arcoiris (Gracias por dedicarmelo)

A veces
por supuesto
usted sonríe
y no importa lo linda
o lo fea
lo vieja
o lo joven
lo mucho
o lo poco
que usted realmente
sea
sonríe
cual si fuese
una revelación
y su sonrisa anula
todas las anteriores
caducan al instante
sus rostros como máscaras
sus ojos duros
frágiles
como espejos en óvalo
su boca de morder
su mentón de capricho
sus pómulos fragantes
sus párpados
su miedo

sonríe
y usted nace
asume el mundo
mira
sin mirar
indefensa
desnuda
transparente

y a lo mejor
si la sonrisa viene
de muy
de muy adentro
usted puede llorar
sencillamente
sin desgarrarse
sin deseperarse
sin convocar la muerte
ni sentirse vacía

llorar
sólo llorar

entonces su sonrisa
si todavia existe
se vuelve un arco iris.

Mario Benedetti

Dedicatoria Especial


Para el que ama, mil objeciones no llegan a formar una duda; para quien no ama, mil pruebas no llegan a constituir una certeza.


        

 Louis Evely

Para vos

Amor callado, que jamás se queja;
amor que, en la discreta madrugada,
sólo acierta a poner, junto a tu reja,
la ilusión de una estrofa perfumada.

Amor de un alma taciturna y vieja;
amor que es como música olvidada,
que tiene azul resignación de oveja,
que lo dá todo y no pide nada.

Amor es eso, amar como te amo,
sin medir tu desdén, sin que un reclamo
haga que el alma de esperanza estalle.

Amor sin arrebatos y sin ruido,
que espera que tu hogar esté dormido
para pasar entonces por tu calle.

Miguel A. Peguero



Hombre Pequeñito

Hombre pequeñito, hombre pequeñito,
suelta a tu canario que quiere volar.

Yo soy tu canario, hombre pequeñito,

déjame saltar.

Estuve en tu jaula, hombre pequeñito,
hombre pequeñito que jaula me das.
Digo pequeñito porque no me entiendes
ni me entenderás.

Tampoco te entiendo, pero mientras tanto
ábreme la jaula, que quiero escapar;
hombre pequeñito, te amé media hora,
no me pidas más.

Alfonsina Storni

 

Anteriores Entradas antiguas Siguiente Entradas recientes